Wednesday, 5 October 2016

Caldera de biomasa en una vivienda unifamiliar

Caldera de biomasa en una vivienda unifamiliar
Si reside en una casa y se ha planteado instalar una caldera de biomasa debe tener en cuenta algunos aspectos antes de hacerlo. Si su vivienda es nueva y lo que busca es reducir los costes en calefacción con una caldera de biomasa acertará.

Es importante diseñar la sala de calderas y el silo para que queden integrados en la estructura de su vivienda, en las viviendas más nuevas no es necesario instalar energía solar térmica ya que la biomasa cubre los requisitos mínimos.

Sin embargo es importante que sepa que puede integrarse la energía solar con la calefacción de biomasa si se diseña de la forma adecuada.

A la hora de elegir el combustible los pellets son una opción muy común, es un combustible económico y además no requiere de demasiado espacio. Otra posibilidad muy atractiva es la leña sobre todo para las viviendas situadas en zonas rurales.

El precio de los combustibles puede variar en función de su consumo, de las cantidades que necesite o de la zona geográfica de la que se trate.

También tendrá que definir la potencia necesaria, dicha potencia dependerá de varios factores como los metros cuadrados que tenga su vivienda, el aislamiento de la casa y la zona climática en la que esté situada.

Un ejemplo podría ser si una vivienda unifamiliar tiene unos 150 metros cuadrados, con una caldera de 10 a 15 kilovatios podría ser suficiente a través de los radiadores correspondientes, así como un depósito de ACS de unos 250 litros de capacidad.

También es importante el diseño de la instalación hidráulica, en las viviendas unifamiliares suele instalarse entre uno y dos circuitos de calefacción. Además es necesario instalar un depósito de ACS ya que las calderas de biomasa no lo generan de forma instantánea.

Es recomendable aprovechar la capacidad de control que tenga cada caldera, es decir, a qué temperatura impulsa el agua por el circuito en función de la temperatura exterior y de la interior.